Caldo de carne como base para mil cosas.

Vamos con una receta que servirá de base para muchas otras.

Necesitamos.

Huesos de carne. Ya sabéis… que corra y coma lo que quiera… carnicero de superconfianza o currárselo mucho en el “pueblo” para conseguirla. En fin. Es lo que hay.

Zanahoria. Sólo?. Bueno… me pilló el toro con la nevera vacía… algo de cebolla si quieres, pero no hace falta más.

Y no hace falta más porque ahora viene la caña:

Laurel

Pimienta

Curry

Comino

Tomillo

Romero

O las que queráis. Yo lo quiero con sabor, para así añadírselo ya directamente a cualquier cosa y no necesitar especiar. Para tomárselo sólo, será un poco picante, pero si te gusta el picante, estará de vició.



la foto 3

Olla, agua y todo junto. Difícil no, lo siguiente. Ojito con las cantidades. En la foto ves mucho, pero la olla es hasta arriba de agua!

la foto 2

Luego sólo queda sacar los huesos y extraerles la carne y el tuétano, que lo diferenciarás porque flota al ser una grasa y por su color blanco amarillento. Ni se te ocurra tirarlo!

Ala, en tuppers y para el congelador cuando enfríen. Etiquetilla y listo.
la foto 1

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s